Inicio

4 sept. 2009

La ayuda a los más débiles II

¿Qué le pasa a éste Gobierno que va desdiciéndose, una y otra vez, de las propuestas que presenta dirigidas a los más débiles? Por lógica, esto les ocurre por estar haciendo políticas distributivas que han estado al servicio de una minoría en tiempos de bonanza y ahora que vienen tan mal dadas, tiemblan ante los poderosos cada vez que intentan tímidamente cualquier desvío en sus políticas neoliberales. Resulta que dónde antes era un imposible poder disponer de más partida presupuestaria, ahora nos dice el Portavoz del Gobierno en el Congreso (Jose Antonio Alonso) que no hay ningún problema para cubrir la miseria de los 420€ con retroactividad desechando el 1 de agosto inicial por el 1 de enero a todos los desempleados que cumplan con los requisitos pertinentes (requisitos unos denigrantes y otros que no podían ser más cicateros). ¡Y, ojo! si se mira desde el punto de vista beneficioso (700.000 parados más se pueden beneficiar del cambio) nadie que después no quiera ser tachado de insolidario podrá negar que el esfuerzo de doblar el presupuesto inicial y pasar a 1300 millones, no ha sido importante. Pero yo voy a pedir disculpas anticipadas, y más después de haber escuchado al Portavoz del Gobierno decir que las ideas del Gobierno son buenas, pero donde se falla es en su aplicación, por que decir esto es reconocer que el Gobierno propone no por estudios rigurosos de la situación (no nos olvidemos que cuentan con todos los datos habidos y por haber) y después de un análisis y una buena planificación ajustando las propuestas a las realidades y necesidades reales, sino, a las presiones sociales, y lo más triste y penoso, mirando a una banda a los poderosos y por la otra las encuestas de intención de voto. Que el Gobierno de Zapatero ha actuado a raíz del rompimiento de esa cosa tan mal denominada como Dialogo Social que parecía que tenía atado y bien atado con la CEOE (supongo que con los sindicatos también) con rapidez para implementar medidas para los que lo están pasando más mal, yo creo que esto nadie lo puede criticar, ahora bien, que las medidas que han estado (diciendo más que) adoptando han sido una demostración más que a Zapatero le tiembla continuamente el pulso a la hora de hacer políticas de izquierdas, es una realidad. A mí me gustaría saber porqué razón (desechando la presupuestaria por ser una mezquina excusa de mal pagador, que como excusa, solo vale para que se vea más claro para quien Gobierna Zapatero) el Gobierno deja al 15% de desempleados sin las ayudas y porqué no incrementa su cuantía por lo menos a 700 u 800 euros mensuales. Por qué les cuesta tanto tomar medidas que traigan un “poco de alegría” a la clase trabajadora, dentro de este estado calamitoso que los poderosos nos han traído. Propusieron medidas populistas derrochando el dinero de todos los españoles en cheques cuyo objetivo tenía el “comprar voluntades” (votos) y eso lo hacían mientras iban bajando paulatinamente, pero sin demora, los impuestos a los ricos. Han malgastado miles de millones en su estrategia electoral a costa del erario público, al tiempo que han regalado a las clases altas más redistribución de la tarta a su favor. No entiendo mucho de economía, pero tengo claro que pasar de 1300 millones de gasto en limosnas (que supongo que esperan que los parados les den las gracias como el pobre de la esquina cuando alguien le suelta unos céntimos) a 3000 ó 4000 para que los parados tengan una ayuda mensual “Mínimamente digna” se podría hacer solo con derogar, por ejemplo, que las rentas altas tenga derecho a la reducción de los 400 euros del IRPF, y ya puestos, que las rentas del capital tributen como mínimo al 24% como las rentas del trabajo, y si apuramos, que las empresas constituidas en SICAV (Sociedad de Inversión de Capital Variable) que tributan al 1% y se calcula que manejan 25 mil millones de euros, tributen como todas las demás, y si hay que buscar dinero para que los que están pagando el precio de la avaricia del sistema económico financiero y empresarial especulativo estén “algo” protegidos, que se olviden de los impuestos indirectos, esos que les gusta usar tanto al Pp como al PsoE y que tan mal nos va a la clase media y trabajadora, y que pongan un impuesto a las transacciones bursátiles, y que pongan a trabajar a los inspectores de hacienda contratando el doble, el triple o lo que haga falta, pues de paso que ayudamos a bajar las listas del paro, se ayudaría a aflorar los cientos de miles de millones de euros en dinero negro producto de la economía sumergida, Que se dejen de cuentos, que se bajen del burro de la autocomplacencia y que se dejen de beneficiar a los de siempre, aquí y ahora, los que lo están pasando mal engrosando las listas del paro son los trabajadores, tanto por cuenta ajena como propia. Es un despropósito que mientras las medianas y pequeñas empresas están cerrando y la inmensa mayoría están teniendo problemas para subsistir, siendo el 90% del tejido productivo, este gobierno esté aceptando EREs de empresas que sus trabajadores hacen horas extras, estén aceptando despidos masivos por una banda, mientras por la otra a esas mismas empresas se les ayuda con cientos de millones. Es hora de hacer un cambio de política, y no circunstancial y temporalmente por imperativo de los votos del Parlamento a cuenta de los Presupuestos Generales del Estado de 2010, sino, por justicia social, y yendo más al fondo, por que el PsoE, teóricamente no debe aparentar, debe representar el socialismo, no ya el histórico, que eso de casi nada se acuerdan sus dirigentes, el socialismo que tienen aprobado en sus Congresos. Socialistas del PsoE, tenéis una oportunidad histórica de cambiar el rumbo no solo de la política económica, sino lo más importante, la política social, ya es hora de que la economía empiece a estar subordinada a los intereses de la sociedad, en vuestras manos está que presionéis a vuestros dirigentes (sobre todo a vuestro líder) para que esto empiece a ser una realidad. Las políticas de izquierdas no son por que se digan machaconamente que son de izquierdas (bajar los impuestos es de izquierdas llegó a decir Zapatero, se le olvidó decir que la bajada solo fue para los ricos) las políticas son de izquierdas solo y únicamente cuando se practican, algo que el PsoE todavía tiene que demostrar. Los que lo están pasando más mal, los más débiles, no necesitan limosnas, ni mucho menos paternalismo barato, necesitan un puesto de trabajo, pero mientras esto no pueda ser una realidad, pues vamos a lo contrario, a la destrucción de empleo, que menos, que no se les tome el pelo ni se les denigre ninguneándolos con defensas y esfuerzos, que no son más que retórica del que podría y no quiere, pues demostrado está, que sí quieren, pueden.

No hay comentarios:

Related Posts with Thumbnails